¿Cómo es una prueba de concepto o una implantación de Anjana Data?

Artículos, 24 noviembre 2020 |
0

En Anjana Data tenemos como objetivo reducir al máximo el time-to-market y el time-to-value en la prueba de concepto o implantación de nuestra solución de gobierno del dato y poder demostrar en un plazo de tiempo muy corto un retorno de la inversión real.

 Lo hemos sufrido en nuestras propias carnes muchas veces a lo largo de nuestra carrera profesional: adquisición de tecnología con inversiones iniciales altísimas, planes de implantación con proyectos gigantescos, hordas de consultores para configurar y probar esa tecnología… y luego, cuando hay que dar el Go-Live para el pase a producción, después de muchas idas y venidas, replanificaciones y ajustes presupuestarios, los resultados no son los esperados, nadie asume las responsabilidades y entonces se replantea toda la estrategia.

 Por eso mismo, en Anjana Data no creemos en ese modelo de implantaciones mastodónticas que se alargan en el tiempo y buscan un Big-Bang muy difícil de gestionar y, por contra, abogamos por pilotos y planes de implantación basados en la misma filosofía de las metodologías ágiles, buscando demostrar valor real en muy poco tiempo.

 Adicionalmente, para poder demostrar este valor real, la implantación de Anjana Data no se reduce a las tareas técnicas necesarias para implantar la solución sino que buscamos cubrir el end-to-end desde el análisis de la necesidad hasta la realización de un primer caso de uso en producción que nos permita obtener los primeros resultados medibles.

Entonces, ¿cómo hacemos una prueba de concepto en Anjana Data? 

Primero de todo, tratamos de entender lo mejor posible las necesidades del cliente y sus principales pain-points y comenzamos a trabajar junto con él en una propuesta de uso de Anjana Data ajustada a sus requerimientos, ofreciendo normalmente diferentes alternativas de configuración y uso de la solución dentro de las capacidades de Anjana Data.

 Después, con el objetivo de elaborar un plan de trabajo detallado con actividades, hitos y plazos definidos, tratamos de acotar y definir lo mejor posible el escenario de implantación, identificado asimismo una serie de métricas de éxito que puedan demostrar de forma cuantificable lo realizado y el valor conseguido.

 Así pues, para alcanzar este objetivo, seguimos una serie de pasos que podemos agrupar en los siguientes bloques: 

1.- Escogemos un caso de uso acotado.

Un caso de uso o diagrama de caso de uso es lo que comúnmente se entiende como la descripción de las actividades que deberá realizar alguien o algo para llevar a cabo algún proceso.

 En este contexto, dentro de este primer punto debemos seleccionar un caso de uso donde Anjana Data cubra las necesidades identificadas y su incorporación al stack tecnológico represente un valor añadido diferencial. La descripción en detalle del caso de uso es muy importante porque nos va a permitir definir el alcance de la implantación inicial y vamos a poder medir lo conseguido para venderlo internamente.

 Aquí algunos ejemplos de casos de uso:

  • Un dominio de información específico, por ejemplo los datos de contactabilidad de clientes o los datos financieros relacionados con los contratos.
  • Una iniciativa o proyecto de datos concreto, por ejemplo la creación de un sandbox para analítica avanzada o la creación de un MDM de datos de productos.
  • Un caso regulatorio, por ejemplo relacionado con RGPD o con RDA.
  • Un proceso end-to-end de explotación de información como la generación de un informe de gestión recurrente o la generación de la cuenta de resultados.
  • Un entorno tecnológico concreto como un Data Lake, un entorno Cloud o un área de Analytics.

No hay un caso de uso mejor que otro, la selección del caso de uso dependerá totalmente de las necesidades de la organización, de la importancia que pueda tener para la Alta Dirección, de la complejidad de su ejecución o de la facilidad para lograr la involucración de los stakeholders, entre otras variables.

2.- Delimitamos el escenario tecnológico involucrado.

A partir del caso de uso elegido, es importante delimitar el escenario tecnológico involucrado en este caso de uso, ya que cuanto más delimitado se plantee y menos tecnologías involucradas haya, menor complejidad incorporaremos al plan de implantación inicial.

Uno de los puntos diferenciales de Anjana Data radica en la integración nativa extendida con otras tecnologías para incorporar la solución de gobierno del dato como el eje central del ecosistema de datos. Esto hace que este punto sea especialmente delicado y es muy importante no caer en el error de querer abarcar demasiadas tecnologías en la fase inicial porque en las integraciones tecnológicas hay muchas aristas que pueden hacer que el piloto o plan de implantación se complique y se retrase.

Entre este punto, es importante identificar las siguientes tecnologías:

  • Repositorios de almacenamiento de datos.
  • Sistemas de procesamiento de datos.
  • ETLs y servicios de datos.
  • Herramientas de explotación y BI.
  • Sistemas de gestión de identidades.
  • Sistemas de gestión de permisos.

3.- Identificamos a los stakeholders clave.

En este punto, las personas involucradas tienen que sentirse empoderadas para la toma de decisiones y verse como parte del proceso de cambio que está por ocurrir en la Organización, percibiendo el valor del mismo y a su vez, asumiendo una serie de responsabilidades en torno a los datos que quizás hasta ahora no tenían.

Es muy importante hacer ver a los stakeholders  que el gobierno del dato no consiste en “poner palos en las ruedas” o “hacer de poli malo” sino que consiste en dotar a la organización de las capacidades necesarias para generar valor al negocio a través de un mejor uso y tratamiento de los datos. Para ello es imprescindible proveerles también de las herramientas y los recursos necesarios ya que sin ellos, su carga de trabajo aumentará y no le verán un retorno rápido.

 Es por ello que durante el piloto o plan de implantación de Anjana Data será necesario trabajar en formación y gestión del cambio con los diferentes stakeholders identificados. 

4.- Definimos las métricas de éxito.

Las métricas de éxito nos ayudarán a demostrar de forma cuantificable lo realizado y el valor conseguido. Estas métricas también dependerán del caso de uso seleccionado pero por norma general podemos clasificarlas en los siguientes grupos:

  • Reutilización de datos.
  • Satisfacción de los stakeholders.
  • Ahorro de costes.
  • Mejora de la eficiencia y la productividad.
  • Reducción del riesgo operacional.
  • Cumplimiento regulatorio (si aplica).
  • Monetización de datos (si aplica).

El plan del piloto o de implantación de Anjana Data

Con todo esto, esbozamos un plan de proyecto con un plazo de duración determinada (aproximadamente 3 meses) el cual se acuerda con el cliente antes de arrancar. Dentro de este plan, se suelen incluir las siguientes actividades:

  • Assessment de infraestructura y arquitectura y propuesta de diseño técnico.
  • Despliegue de todos los servicios según modelo de despliegue elegido y configuración de conexiones con los sistemas del cliente.
  • Aterrizaje del caso de uso seleccionado y soporte en la definición de la configuración de Anjana Data para cubrir las necesidades del cliente (modelo de gobierno y metamodelo).
  • Configuración de Anjana Data según lo definido.
  • Sesiones de formación y gestión del cambio.
  • Acompañamiento en las primeras cargas de información, pruebas funcionales y ejecución del caso de uso.
  • Revisión de métricas de éxito y generación de conclusiones.

¿Y qué conseguimos con esta forma de trabajar?

Gracias a este enfoque no sólo conseguimos reducir al máximo el time-to-market y el time-to-value en la implantación de nuestra solución de gobierno del dato sino que esto también nos permite demostrar en un plazo de tiempo muy corto un retorno de la inversión real.

Por otro lado, logramos empoderar tanto a la organización como a los stakeholders para que puedan evolucionar en su implementación del gobierno del dato según sus necesidades y requerimientos y que así puedan también extender la cobertura de Anjana Data a más casos de uso de forma independiente, resultando esto en una reducción al máximo del temido vendor lock-in, del cual tratamos de huir lo máximo posible.

Además, siempre certificamos las implantaciones de Anjana Data y hasta que no queda certificada, no comienza la vigencia de las licencias de uso de la solución, lo cual representa nuestro compromiso con nuestros clientes y nuestra confianza en que Anjana Data cumple con las expectativas y cubre las necesidades identificadas.

Mario De Francisco
Sobre el Autor: Mario De Francisco
(Mario)

CEO de Anjana Data

3

Entradas relacionadas

¡No esperes más! Solicita una demo